Deportación de solicitantes de asilo subsaharianos en Marruecos

1er comunicado

Diecisiete de septiembre de 2005, los militares marroquíes han efectuado una redada en el barrio de Ainada 2, en Rabat. Han entrado a las cuatro de la mañana y han detenido a trescientas personas. Entre ellas unos cincuenta congoleses con la demanda de asilo político expedida por la ACNUR Marruecos.

También hay ciudadanos Costa marfileños y Nigerianos que tienen la demanda de asilo.

Poseen todos un documento válido que indica que estas personas están bajo el mandato de Naciones Unidas.

He podido tener acceso a uno de los autobuses donde se encuentra un grupo de ellos… este autobús se dirige a las tres de la tarde de este día diecisiete directamente a Oujda, para deportar a estos demandantes de asilo a la frontera argelina.

Como hemos podido y no pueden hablar en francés delante de los militares (ya que tienen escondidos los teléfonos) me han dado el nombre y el apellido, además del número de registro del ACNUR.

Todos los nombres que me han dado son los refugiados que van en un autobús, hay más en otros autobuses.

Acaban de llamar desesperados porque hay heridos, uno de ellos, dicen que tenía la cabeza abierta y lo han llevado al hospital (alguno en Rabat)… dicen que tiene también el papel de refugiado político, es de nacionalidad congolesa, el único dato que tenemos es que es se llama NDINGA.

Hay diez autobuses y cada uno de ellos lleva entre 40 y 44 personas, quiere decir que hay cuatrocientas personas detenidas.

2º comunicado

A las cuatro de la mañana del día diecisiete de septiembre los militares marroquíes han efectuado una redada en el barrio de Ayn nada 2 en Rabat.

Eran las cuatro de la mañana cuando las fuerzas de seguridad marroquíes han causado el pánico en la zona, donde viven muchas mujeres y niños subsaharianos, en su mayoría procedentes de países como República Democrática de Congo y Costa de Marfil.

La redada ha sido especialmente dura y se cuentan una veintena de heridos de consideración por la violencia con que los militares marroquíes han actuado contra los inmigrantes subsaharianos.

No ha respetado el gobierno marroquí ni siquiera a los demandantes de asilo que se encuentran bajo la protección del mandato de las Naciones Unidas.

Diez autobuses con cuarenta personas cada uno de ellos, han partido a la frontera de Argelia para deportar a estos inmigrantes que no han pasado ni siquiera por un tribunal.

De entre los deportados hay una cincuentena de congoleses que son demandantes de asilo en territorio marroquí, huyen de una guerra sangrienta que en cuatro años se ha cobrado la vida de tres millones de personas. Además, hay demandantes de asilo de Costa de Marfil, un país también destrozado por una guerra detrás de la cual están los intereses de las grandes multinacionales.

Algunos nigerianos deportados también tienen su carta de ACNUR que les acredita como demandantes de asilo. Nigeria, uno de los países más peligrosos e inestables de África, tiene demasiado petróleo como para que el primer mundo les deje tranquilos.

Los diez autobuses que han partido con estos cuatrocientos inmigrantes hasta la frontera de Argelia, se han parado en la autovía de Rabat, unos kilómetros antes de llegar a Fes.

El motivo ha sido que los militares han empezado a tener miedo porque uno de los inmigrantes congoleses no paraba de sangrar, en Rabat las fuerzas de seguridad marroquíes le habían abierto la cabeza. Mpele, que así se llama según sus compañeros el subsahariano gravemente herido, también es demandante de asilo político y está bajo el mandato y la protección de las Naciones Unidas.

Este es un hecho más que relata la realidad del país al que encargamos y subcontratamos el control migratorio.

No a la externalización de las fronteras.

No a la subcontratación de la violación de derechos humanos.

Petición de hoy 19 Septiembre

A las ocho de la mañana del día de hoy, hora marroquí, un grupo de compañeros refugiados se manifestará delante de la oficina de ACNUR en Rabat pidiendo el regreso de sus compañeros… apoyad cuanto antes esta acción.

Ante la deportación de al menos cincuenta demandantes de asilo político desde territorio marroquí a Argelia la madrugada del día dieciocho.

Y considerando que estas personas se encuentran bajo el mandato y la protección temporal del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados.

Pedimos:

  • Su traslado inmediato a Rabat, ciudad en la que residían.
  • Una investigación seria y exhaustiva por parte de los organismos pertinentes de las Naciones Unidas.

Federación de Asociaciones de SOS Racismo del Estado español

19 septiembre 2005

0 Comments

Leave a reply

L'adreça electrònica no es publicarà

Log in with your credentials

Forgot your details?